Breaking News

Post Top Ad

Your Ad Spot

lunes, 25 de junio de 2018

La Tierra puede haber comenzado a invertir los polos magnéticos



Los científicos han descubierto que el campo magnético que rodea al volcán Kilauea en Hawai ha cambiado de dirección, es decir, está dirigido en la dirección opuesta al campo magnético principal del planeta Tierra.
Esto fue descubierto mediante el estudio de los minerales de lava que permanecen en las rocas "congelados", y el campo magnético en el momento de la refrigeración es impresionante: una inversión, al parecer corresponde a los ciclos de 700.000 años, pero también ha habido períodos en 40 millones de años sin inversión, a continuación, como en algunos casos, el período entre la inversión fue de unos pocos siglos.



Inversión de los polos magnéticos de la Tierra
El campo magnético de la Tierra ejerce,  un papel fundamental como escudo protector frente a las partículas cargadas de alta energía procedentes del Sol, influye en los sistemas de navegación y de comunicación y sirve como mecanismo de orientación para muchos seres vivos (como varias especies de aves, mamíferos marinos, tortugas o bacterias).

Pero el campo magnético de la Tierra no es constante ni inamovible, sino que cambia continuamente en intensidad y dirección, y a escalas de tiempo muy diversas. Investigaciones recientes demuestran que existe una tendencia global de debilitamiento del campo magnético terrestre desde hace unos 2.000 años y que, además, esta tendencia se ha acelerado bruscamente desde 1840. ¿Por qué ocurre este fenómeno? ¿Deberíamos preocuparnos?


Una de las manifestaciones de este fenómeno es el movimiento del polo norte magnético. Durante siglos el polo norte magnético ha sido el sistema de orientación utilizado por navegantes para determinar el resto de los puntos cardinales y que la última inversión de los polos tuvo lugar hace unos 780 mil años
Posibles consecuencias
Los académicos rusos Serguéi Tsygankov y Evgeniy Shemyákin afirman que si sucediera hoy, el fenómeno podría tener consecuencias desastrosas, ya que estaríamos expuestos a los vientos solares capaces de noquear las comunicaciones globales y redes de energía.
Además, varios expertos advierten que el sistema inmunológico de los animales, especialmente las aves, se vería muy afectado, ya que son muy dependientes de la polaridad magnética del planeta. Es más, el planeta podría experimentar una ola de cambios climáticos bruscos que, de hecho, ya estamos sintiendo. La capa de ozono se debilitaría al adaptarse a la nueva polaridad, prácticamente desaparecería y comenzaría a crearse nuevamente en el nuevo ciclo.

Según algunas estimaciones, el debilitamiento de la magnetosfera, un escudo creado por el campo magnético que protege la Tierra de las partículas del viento solar, aumentará drástica mente los niveles de cáncer y otras enfermedades. “La radiación podría ser entre 3 y 5 veces mayor que la causada por los agujeros de ozono . Además, los agujeros de este tipo podrían ser más grandes y de mayor escala”, dice el profesor Colin Forsyth de la Escuela Universitaria de Londres.


El clima de la Tierra también cambiaría irremediablemente, advierten los investigadores. De hecho, un reciente estudio danés considera que el calentamiento global está directamente relacionado con el campo magnético y que no ha sido causado por las emisiones de CO2 y el efecto invernadero. La seriedad de la amenaza se confirma por el interés que últimamente despierta el tema en las agencias aspaciales, que envían misiones para detectar los cambios del campos magnético y elaborar mapas más detalladas de la magnetosfera para calcular los posibles daños causados por el clima espacial.
Varios estudios han intentado vincular las inversiones pasadas con las extinciones en masa que se relacionarían con erupciones volcánicas.
www.instagram.com/escenariofinal

1 comentario:

  1. Extinciones en masa que se relacionarían con erupciones volcánicas . Srefiere a extinciones de la raza humana? Quien puede contestar ésta pregunta ?

    ResponderEliminar

Páginas